jueves, 10 de noviembre de 2011

Ciutat Vella parque temático. ¡Bienvenidos al show!

Como vecino del barrio Gótico, ya otras veces me he hecho eco en esta página de diversas actuaciones encabezadas por los vecinos tendientes a recuperar algo de protagonismo frente a la invasión indiscriminada de masas de turistas. Cada día que pasa vivir aquí es más parecido a vivir dentro de un parque temático que otra cosa. Siempre digo que un día de estos, saliendo del portal, nos encontraremos una  azafata con un trajecito sastre y logo BCN primorosamente bordado, la cual nos invitará con mucha gentileza a ponernos un "cabezudo" de Gaudí o la Laia para salir a hacer las compras a nuestro propio barrio, para dar un poquillo más de "color local". Desde ya que no aceptar la gentil invitación obligaría a considerar la inmediata expulsión de tan indeseable vecino extramuros del parque temático, bajo acusación de no querer disfrutar del privilegio de vivir en el propio meollo de Barcelona, habrase visto tamaña afrenta... 

Pues cada día me siento más como un cabezudo, como cuando debo luchar a brazo partido para abrirme paso en la Boquería con un par de bolsas en la mano, entre cámaras con teleobjetivos como para fotografíar marcianos, packs de "fruta seleccionada", turistas intentando abrazar a la pescadera para hacerse otra foto (más), o volver a casa con dichas bolsas cargadas esquivando "estatuas" con su miríada de boquiabiertos voyeurs, trenecitos de gente que siguen una banderita, hordas de tipos autoreferenciados con samarretas de dudoso gusto (tipo "my girl/your girl"), y los tenderetes-todo-tipo-de-recuerdos de los ex-kioskos de periódicos. En fin, una gymkhana.